Resulta que el tiempo es como el gas: si le das espacio lo llena todo. Y si tienes toda la mañana para lavar la ropa… Así estarás: toda la mañana lavando ropa. O planchando o lo que queramos. Tres elementos, gestión, tiempo, tareas imprescindibles… son la clave para organizar una casa. Alicia Bustos con esta entrada no pretende hacer un manifiesto, sino colaborar dando ideas que puedan ayudar a la hora de organizar el trabajo del hogar:

Intento evitar el dirigirme en masculino o femenino a nadie, el tema del reparto es de tal envergadura que no tengo intención de entrar en él: forma parte del secreto del sumario de cada hogar familiar… Esto sólo son algunas ideas que pueden ayudar a hacer las cosas mejor en menos tiempo. O al menos esa es mi intención… me encantará haber colaborado un poco en el difícil arte –al menos para los principiantes- de la gestión de un hogar familiar”.

 

FullSizeRenderLas cosas tienden a ocupar todo el espacio de que disponen. Las actividades tienden a apropiarse de todo el tiempo de que disponen

Por eso no hay que dejarlas expandirse ni en el espacio ni en el tiempo, y hay que poner orden para que no invadan ocupando todo el espacio físico o todo nuestro tiempo disponible. Intentaré atenerme a estos dos principios. Por ahora se trata sólo de llamar la atención sobre una cosa: se puede tardar de 1 a 24 horas en llevar un hogar familiar… y las cosas pueden estar aparentemente bajo control y sin embargo las tareas pendientes nos producen agobio, lo que hay que evitar desde todo punto de vista… Además: las tareas difíciles pueden hacerse en poco tiempo si se tiene prisa pero hay actividades absurdas y en apariencia sencillas en las que se pueden tardar 3 horas o más.

FullSizeRender_1Métodos, cabeza y equilibrio

Con frecuencia hay que saber convivir pacíficamente con la imperfección. A veces hay que pasar por alto que algunas cosas se hagan de una manera distinta a como las haría yo, con tal de que se hagan y no ser siempre yo quien da el punto exacto a cada acción. Ser organizado y ordenado requiere un: poco de metodología, un mucho de cabeza y un todo de equilibrio. Lo importante son las personas, no el orden ideal.

FullSizeRender_2Importante: saber el tipo de espacio que prefiero crear a mi alrededor

No todas las casas son iguales, pero hay algo que es fundamental y es el orden. Se pueden tener más o menos muebles, complementos, decoración…pero la sensación de limpieza y orden, afecta mucho -para bien o para mal-  y se puede conseguir con el esfuerzo de cada uno.

Estas pueden ser tres características que podríamos intentar conseguir:

  • Confortable sin dejadez
  • Bello sin perfeccionismo
  • Acogedor, con capacidad de convocatoria

Se trata de que el mantenimiento del orden y la organización no se lleve todas mis energías. Punto de partida: conocerme.

  • Si tiendo al caos, tendré que intentar no justificarme siempre con el mensaje tranquilizador de que lo primero son las personas y el orden es secundario…, porque un cierto orden facilita el desarrollo personal de todos.
  • Si tiendo al perfeccionismo tendré que intentar no ser “sufridor profesional” por falta de cooperación familiar en el proyecto “orden total”. Hay que conseguir un equilibrio entre el tiempo que tengo para dedicarme a ordenar y limpiar y los resultados que quiero conseguir.
Recommended Posts
Comments
  • sunsi
    Responder

    Magífico post. No se puede decir tanto y tan bueno en tan poco espacio. Muchas gracias por el blog.

Deja un comentario