Posted by Anaquitamanchas | Los tiempos cambian. También para el poliéster. Hoy, la imagen que se tenía de las fibras de poliéster -baratas e incómodas-, está empezando a cambiar con el surgir de las prendas de lujo basadas en este tipo de fibras. Según la utilidad, se fabrican también poliésteres, tratados o transformados con características concretas, por ejemplo, tipos de bajo pilling, otros preparados para teñir con diversos colorantes, símil seda, microfibras, antiestáticos, absorbentes de humedad… ¿Qué es lo importante en fibras como el poliéster a la hora de lavarlas? Publicamos hoy una síntesis muy práctica sobre lo que conviene hacer a la hora de tratar este tipo de prendas:

  • Lavado: fibras oleófilas, esto significa que atraen manchas de grasa. Se pueden lavar en seco pero es mejor hacerlo en agua. Se puede usar cualquier detergente y si hiciera falta lejía en ropa blanca. El poliéster de color, es mejor lavarlo con detergente para ropa de color. No lavar a alta temperatura entre 30º y 40º no sobrepasar los 50º. Programa de fibras sintéticas y meter pocas prendas. Se puede eliminar la plancha si se cuida la prenda, estirando con la mano nada más salir de la secadora. Es bueno utilizar suavizante.
  • Secado: se puede secar totalmente (no hace falta dejar las prendas húmedas), en un programa de secado medio (a temperatura baja o media).
  • Planchado: no necesitan grado de humedad para plancharlas. Planchar ligeramente solo si hace falta: porque lo mejor del poliéster es que no necesita plancha. La temperatura adecuada es entre 100º y 160º. Recomendable que las prendas estén secas y del revés.

PROBLEMAS… Y SOLUCIONES:

  • Partimos de la base de que el poliéster es una tela sintética que generalmente no se arruga ni se decolora ni se encoge. Todo eso… si se cuida bien.
  • Además, se dice del poliéster que trabaja ‘en equipo’: se utiliza para crear mezclas que hacen que el algodón y otras telas duren más.
  • Pero, igual que otras telas, también tiene sus debilidades: se pueden formar bolitas en su superficie.
  • Una de las desventajas del poliéster es que es ‘oleófilo’, es decir, tiende a mancharse con más facilidad si le caen mezclas a base de aceite… De hecho, dicen que lo atrae.
  • Por último, también es susceptible a la electricidad estática. Pero la solución a este último defecto es fácil: basta con lavarlo con suavizante.
  • Retiene los olores. Buenos… y malos, como el de sudor.
Recommended Posts

Deja un comentario