Que hay que cepillar con agua y lejía las junturas de las baldosas o que hay que barrer las hojas caídas de los árboles, parecen nociones básicas, pero no siempre se ponen en práctica. Para quienes quieran lucir su jardín, terraza o patio interior, dejamos aquí publicadas algunas ideas. Aunque seguramente no contamos con grandes espacios exteriores que supongan mucha limpieza. Lo más importante -y hacia donde apuntamos con esta entrada- es procurar mantener las zonas en buenas condiciones para no acumular trabajo de más con el tiempo…

  • Para mantener limpias las calles, patios, terrazas y balcones se  barre –eliminando las hojas- y, cuando los suelos son de piedra, cemento, adoquines, etc., se lavan con agua o con algún detergente, si es necesario, en algunos casos conviene usar agua con lejía y limpiar con un cepillo de raíces; se evita que se cubran de musgo, de moho, o que crezcan hierbas en las uniones.
  • El éxito de una buena limpieza va mucho en mantener limpias las herramientas de limpieza. Para ello, es buena experiencia ayudarse de una aspiradora para dejar una escoba de jardín lista para la próxima vez que se vaya a utilizar o aclarar la fregona con agua fría para evitar que acumule olores. Los instrumentos de limpieza de jardín, no hace falta que sean nuevos, pueden ser los que ya están viejos para usarse en el interior -escobas, recogedores etc- pero hay que mantenerlos limpios.
  • Es especialmente importante barrer las hojas con cierta frecuencia, porque de otra manera, si llueve mucho y las hojas se acumulan encima de los desagüe, se puede provocar una inundación, en el piso de abajo. Con ese fin, se pueden colocar rejillas que impidan el paso de esos objetos, y se limpian periódicamente.
  • Se mantienen también limpios los parterres con césped o con flores: se rastrillan o aspiran las hojas, se cortan las flores y hojas marchitas.

    La frecuencia de la limpieza depende mucho del clima y de las plantas que hay alrededor: se trata de hacer un tipo de limpieza que impida que se deterioren los materiales, pero no se pretende que una parte externa esté como los interiores de la casa

  • Vale la pena mantener limpios los elementos decorativos -fuentes, cancelas, rejas, faroles, así como las sillas y mesas- y cuidar que los desagües no se obstruyan con las hojas, ramas, barro, etc.

 

jardin

La limpieza de exteriores depende del clima, de la frecuencia con que se limpie etc…

Recommended Posts

Deja un comentario